Día Mundial de la Lucha Contra la Polio

 

La representación ciudadrealeña de Rotary Internacional agradece a la Diputación su colaboración en la continua lucha para erradicar la poliomielitis que comenzó esta organización hace más de tres décadas

El Día Mundial de la Lucha Contra la Polio se celebra cada 24 de octubre con un acto que involucre a la sociedad. El Club Rotario de Ciudad Real ha querido llamar la atención de los ciudadanos en una acción coordinada con la Diputación de Ciudad Real, proyectando los colores que representan esta enfermedad, azul y amarillo, sobre el edificio sede de esta institución.

El diputado Dionisio Vicente González ha acompañado a los miembros rotarios en el encendido de esta iniciativa. “Rotary Club y cualquier organización contará siempre con la ayuda de la Diputación de Ciudad Real en esta batalla contra una enfermedad tan grave como es la polio”, ha afirmado el diputado provincial.

Por su parte, el presidente del Club Rotario cudadrealeaño, Jesús Fernández-Bravo, ha agradecido encarecidamente la respuesta tan solidaria de la Diputación provincial. “Si todos trabajamos unidos, la vida de muchas personas será mejor hoy que ayer”, ha resaltado Fernández-Bravo.

El Club participa desde su fundación en la promoción del programa PolioPlus de Rotary Internacional, que tiene como objetivo conseguir un planeta libre de poliomielitis. A través de este proyecto se ha conseguido gestionar el trabajo voluntario y presionar a los gobiernos para dedicar más esfuerzos económicos a campañas masivas de vacunas, con resultados que han beneficiado a 2.500 millones de niños en 122 países diferentes.

Para generar un impacto social sobre la importancia de luchar contra la polio, han iluminado algunos de los edificios más significativos del mundo, desde el Coliseo romano a la Ópera de Sidney, pasando por el Parlamento británico.

La polio es una alteración del sistema nervioso de las personas, especialmente de los niños, que ocasiona parálisis e incluso puede provocar la muerte. Cada año los números de afectados logran reducirse en países como Afganistán, Nigueria y Paquistán, pero la característica infecciosa de este diagnóstico hace que sea más necesaria que nunca la inversión en vacunas y concienciación social.

La razón de ser de cada club Rotary en el mundo es la de contribuir a mejorar la vida de las familias de ámbito tanto local como internacional, y en este caso concreto es la de crear comunidades lbres de polio. Para ello los rotarios aportan en cada ocasión su tiempo y sus recursos personales en estrecha colaboración con otras asociaciones.

La representación ciudadrealeña de Rotary Internacional agradece a la Diputación su colaboración en la continua lucha para erradicar la poliomielitis que comenzó esta organización hace más de tres décadas

primi sui motori con e-max